Saltar al contenido

Crema de Calabacín con Nata

La crema de calabacín se suele preparar con dos o tres tipos verduras trituradas, pero el empleo de la nata le da a la misma un sabor y una textura más suave y agradable. Aquí tienes la receta detallada para hacer crema de calabacín con nata.

receta de crema de calabacin con nata

Receta de crema de calabacín con nata

Ingredientes

  • Cuatro calabacines medianos
  • Una cebolla
  • Un par de dientes de ajo
  • 250 ml de caldo de pollo o verduras
  • 125 ml de nata para cocinar
  • Pimienta negra molida
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen

Preparación de crema de calabacín con nata

  1. Lo primero que hay que hacer para preparar esta crema de calabacín con nata es preparar los ingredientes para comenzar a cocinarlos. Podemos empezar pelando los dientes de ajo y la cebolla, y vamos a picar en láminas los primeros y en trozos no muy grandes la segunda.
  2. Los ponemos a sofreír a fuego medio en una cazuela con un buen chorreón de aceite de oliva virgen en su base, y un poco de sal por encima para pochar bien la cebolla.
  3. Mientras tanto lavamos bien los calabacines o los pelamos, según vayamos a utilizarlos con o sin piel para hacer la crema.
  4. La piel de los calabacines tiene una gran cantidad de nutrientes y no resulta demasiado dura, por lo que resulta adecuado dejarla para preparar la receta, pero siempre decides tú según tus gustos.
  5. Una vez los tengamos pelados o bien lavados, desechamos la parte superior e inferior y los troceamos bien en daditos no muy grandes.
  6. Una vez tengamos la cebolla y los dientes de ajo bien con buen color, agregamos a la olla los calabacines troceados y rehogaremos unos minutos, removiendo de vez en cuando, y entonces vamos a cubrir bien todos los ingredientes con el caldo de pollo o verduras, que puedes haber hecho previamente en casa o bien comprarlo ya hecho en el supermercado.
  7. Dejamos que se cocinen y se cuezan las verduras unos 20 minutos, de forma que nos queden tiernas.
  8. Pasado ese tiempo usamos la batidora para batir el caldo y las verduras, hasta formar una crema más bien fina y sin trozos, a la que añadiremos la nata para cocinar y dejamos cocinar a fuego suave unos 5 minutos más o menos, para que la crema vaya cogiendo cuerpo y los sabores vayan mezclándose bien.
  9. Cuando tenga la textura que quieras, ya puedes apartarla del fuego, para servirla y comerla bien caliente o reservarla hasta la hora de servirla. Puedes emplear más o menos nata para darle más o menos espesor.
  10. Y a disfrutar de esta rica crema de calabacín y nata.